Señor, Renueva Mis Fuerzas

Él fortalece al cansado y acrecienta las fuerzas del débil… pero los que confían en el renovarán sus fuerzas; volarán como las águilas; correrán y no se fatigarán, caminarán y no se cansarán. Isaías 40:29,31

¿Te sientes cansada y agotada debido a todas tus circunstancias? ¿Estas cansada de esperar a que tu cónyuge deje de actuar como un adulto egoísta e irresponsable?

¿Cuántos familiares o amigos te están diciendo “Sigue con tu vida”? ¿Estas batallando con tu propia ira y frustración porque tu amado esposo o esposa no se rinden a la voz suave del Señor que le dice que se arrepienta y vuelva a casa a su cónyuge y familia que lo esperan? Tu esposo o esposa abrió la puerta de su corazón al pecado y sigue cegado y engañado a las verdades de Dios. Hoy, pídele al Señor que aumente tu esperanza para renovar tus fuerzas. ¡Que promesa!

Puse en el Señor toda mi esperanza; él se inclinó hacia mí y escuchó mi clamor. Salmo 40:1

No escuches la visión que tiene el mundo tiene sobre el matrimonio. El mundo te dice que si no eres feliz que sigas con tu vida. Tenemos una epidemia de divorcio en todo el mundo. Tú tienes que acudir a Único que creó el matrimonio. Pídele a Él por Su divina intervención y Su toque sanador para tu matrimonio muerto.

¿Estás cansada de luchar, del dolor, del rechazo, de la soledad y de todo lo que va con los problemas matrimoniales o divorcio? Pon todas tus esperanzas en tu Señor Jesucristo, sabiendo que solo Él puede cambiar todos tus problemas matrimoniales por completo para traer la gloria y el honor a Su poderoso Nombre.

¿Crees que cuando tu caminas con el Señor Él te dará las fuerzas como se la dio a tantos hombres y mujeres a lo largo de la Biblia? Tú puedes caminar en victoria con el Señor a tu lado.

Oh, Dios, nuestros oídos han oído y nuestros padres nos han contado las proezas que realizaste en sus días, en aquellos tiempos pasados: Con tu mano echaste fuera a las acciones y en su lugar estableciste a nuestros padres; aplastaste a aquellos pueblos, y a nuestros padres los hiciste prosperar. Porque no fue su espada la que conquistó la tierra, ni fue su brazo el que les dio la victoria: fue tu brazo, tu mano derecha; fue la luz de tu rostro, porque tú los amabas. Salmo 44:1-3

¿Has leído recientemente la historia de la batalla entre Saúl y David? Saúl estaba celoso con ira y quería matar a David porque había sido escogido por Dios para ser el futuro rey. Pero David no quería matar a Saúl, ya que él todavía era el ungido de Dios. Hoy lee el Salmo 18 donde David le canta una canción al Señor recordando cuando el Señor lo rescató de las manos sus enemigos y de las manos de Saúl.

David sabía a lo largo de su vida que Dios era su fuerza poderosa, tanto cuando era un pastorcito como cuando estaba luchando por su vida ya que Saúl estaba al acecho para matarlo. Mi oración es que tú sepas hoy que tu Señor es tu fuerza y que pongas toda tu esperanza en el Señor ya que nada es imposible para Él.

¡Cuánto te amo, Señor, fuerza mía! El Señor es mi roca, mi amparo, mi libertador; es mi Dios, el peñasco en que me refugio. Es mi escudo, el poder que me salva, ¡mi más alto escondite! Invoco al Señor, que es digno de alabanza, y quedo a salvo de mis enemigos… El camino de Dios es perfecto; la palabra del Señor es intachable. Escudo es Dios a los que en él se refugian. ¿Quién es Dios, si no el Señor? ¿Quién es la roca, si no nuestro Dios? Es él quien me arma de valor y endereza mi camino. Salmo 18:1-3, 30-32

¡Guau! ¡Que poderosa escritura! Tú puedes tomar refugio en el Señor todos los días. ¡Comienza ahora mismo! Nuestro Señor Dios quiere que tú y yo dependamos solo de Él, no de nuestra autosuficiencia. Él te dará Su fuerza y “enderezará tu camino”. El Señor te dará la sabiduría, el conocimiento y el entendimiento que necesitas cada día.

Dios quiere restaurar tu matrimonio por Su fuerza y poder, no por tus fuerzas o manipulaciones. Tu cónyuge tiene que saber que tu matrimonio solo puede ser reconstruido por el mejor de los Constructores, tu Señor Jesucristo.

Tú puedes depender en tu Señor Dios como tu fuente de fortaleza. Aun la gente más fuerte se cansa a veces, pero el poder y la fuerza de Dios nunca disminuye. Él no está nunca demasiado cansado u ocupado para ayudarte y escucharte. Busca la palabra “fuerza” en tu Concordancia Bíblica y serás renovado por todas las escrituras de la fortaleza de Dios.

Cuando te sientas que la vida se te viene encima, y no puedas tomar un paso más, recuerda que tú puedes llamar a Dios para que venga en tu ayuda y sea tu refugio, tu escudo y tu más alto escondite y Él renovará tus fuerzas. ¿Creerás en Su inmenso poder?

Todo lo puedo en Cristo que me fortalece. Filipenses 4:13

Dios te bendiga,

Charlyne

¿Quieres recibir un Charlyne Le Importa directamente a tu buzón de entrada? ¡Suscríbete abajo!
guest
0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments

Get Charlyne’s Free Teaching:

The Path To Marriage Restoration​

This teaching is Charlyne’s introduction to “How To Stand & Fight For Your Marriage!” Charlyne’s goal is to teach you, a stander, or someone you know with marriage problems, the path to marriage restoration that she has learned over the past twenty-five years.