Testimonios Sabatinos

¿A quién tengo en el cielo sino a ti? Te deseo más que cualquier cosa en la tierra. Puede fallarme la salud y debilitarse mi espíritu, pero Dios sigue siendo la fuerza de mi corazón; él es mío para siempre.  Salmo 73:25-26 

“¡Solo deseo decir que nuestro Dios es fiel! Para el Día de Acción de Gracias, mi pródigo vino para pasar tiempo con nuestra familia. Todo fue bien. Mi pródigo está planeando un matrimonio de no convenio, pero yo continúo cubriendo a nuestra familia con la sangre de Jesús y la completa armadura de Dios diariamente. Mi Dios me prometió restauración e integridad. Yo no me estoy echando para atrás o rindiéndome. Yo veré la bondad del Señor en la tierra de los vivientes. Standers, ¡anímense! ABBA se está moviendo de maneras que nosotros no podemos ver o imaginar. Efesios 3:20.”  (Georgia)

“He orado muchas oraciones y puedo testificar que Dios responde oraciones. Llamé a una amiga mía que el Señor había puesto en mi corazón, para pedirle que ore por mi y mi esposo porque el dijo que se iba. Oramos en acuerdo para que el volviera a casa. Alabanzas a Dios, el regresó a casa poco tiempo después.”  (Michigan)

El Señor le restauró su bienestar de Job cuando el oró por sus amigos. Es más, ¡el Señor le dio el doble de lo que antes tenía! Job 42:10 Una de las más grades esperanzas en pararse por el matrimonio, es que Dios no restaura a como estaba el matrimonio, El hace las cosas nuevas para Su mayor gloria. Yo no entendí esto completamente en los primeros días antes de que mi matrimonio fuera restaurado. Mientras crecí más en mi relación con el Señor, también aprendí la importancia de orar por otros. Esto parecía aliviar la carga y el dolor en el que yo estaba. Estoy agradecida de que el Señor se mantiene recordándome de esto hoy después de haber sido restaurada hace varios años ya, la importancia de orar por nuestros hermanos y hermanas en Cristo… y los seres queridos no salvos. Fueron también las dulces oraciones de otros para mi que me ayudaron en mi propia jornada. Con esto dicho, estoy agradecida de que Dios ha continuado santificándonos en nuestro matrimonio restaurado, trabajando TODAS las cosas en los valles y en los topes de las montañas. Y deseo alabarlo a El por darnos hijos dobles, un segundo hijo de restauración, una niña.”  (California) 

“¡Dios construye el camino! Yo alabo al Señor hoy incluso mientras me siento aquí haciéndome falta mis niños quienes están ahora con su papá. El hizo un camino para nosotros compartir unos cuantos minutos hoy en nuestra casa mientras mi esposo abrió sus regalos de Navidad. Yo temía que el no estaría de acuerdo en venir. ¡Pero Dios ya lo tenía arreglado! A veces pienso lo que sus ojos ven mientras el está aquí. Cuando se sentó cerca del árbol, tenía nuestros adornos de la familia, fotos de la familia todavía colgando, o nuestras medias todas una al lado de la otra. Yo sé que esto no soy yo, pero el amor y la gracia de Dios lo traerá de regreso a casa. Sin embargo, mi oración es para que estas cosas le muestren a el su amor, la falta, el perdón y que es siempre bienvenido a casa. Con la fuerza de Dios yo continuaré mostrando amor, orar por su corazón para ser suavizado y alabar a nuestro amoroso Padre por cada oportunidad que El orquesta. Me fue dado Gálatas 6:1-10 al comienzo de mi parada. ¡Continuaré parada en la promesa dada en el Verso 9! ¡Difícil, sí… pero no imposible!”  (Missouri)

Así que no nos cansemos de hacer el bien. A su debido tiempo, cosecharemos numerosas bendiciones si no nos damos por vencidos. Gálatas 6:9 

“Dios me habló al comienzo de mi parada en Diciembre, para decir a mi esposo (vía texto) algo de agradecimiento/aprecio/gratitud sobre el diariamente hasta Diciembre 25. Yo estaba reluctante pero obedientemente acepté el reto. Algunos días eran más difíciles que otros para mandarle aquellos mensajes de textos. Algunas veces el los respondía, pero la mayoría no. A comienzos de la semana pasada, hemos estado en desacuerdo sobre algunas cosas y ocupados con otras, antes de yo saber, dos días habían pasado y yo no había enviando mensajes. Muy temprano en la mañana, envié tres mensajes de agradecimiento a mi esposo. El no respondió. Cerca de las 8 a.m., el estaba en mi entrada para dejar un coche para nuestro hijo. Terminó quedándose el día completo y haciendo su trabajo desde la casa, ‘nuestra casa.’ El no se ha quedado en nuestra casa por más de unos cuantos minutos en mucho tiempo. Cerré mis labios, lo traté con amabilidad y por supuesto al día siguiente, le envié un mensaje agradeciéndole que pasó el día con nosotros. ¡Dios está en control!”  (New Jersey)

“¡Amén y de nuevo digo, Amén! Estoy alabando a Dios por la bendición el Día de Navidad. Mi pródigo iba a pasar un corto tiempo conmigo y nuestros hijos, pero terminó quedándose por un largo tiempo. Fue un hermoso tiempo en familia. Orando para que el Señor use ese tiempo que pasamos juntos para Su gloria… a pesar de las circunstancias terrenales en las que se encuentra mi pródigo actualmente.”  (Nueva Zelanda)

“A pesar de una nueva novia, mi esposo vino a visitar antes de la Navidad. Por primera vez en una parada larga, nosotros compartimos un poco desde el corazón. Yo no sé cómo es el camino de Dios y cual es Su plan para mi vida, pero yo sé que yo sé que: mi Dios es un Hacedor de Camino, un Mantenedor de Promesa, un Hacedor de Milagros. Sólo El puede. ¡Alabado sea Su Nombre!”  (Países Bajos)

“Hace varios años, mi esposo tuvo un hijo con otra mujer. Yo encontré a Rejoice Ministries en aquel tiempo, y fui guiada por el Señor a pararme por mi matrimonio, a pesar de que eventualmente mi esposo había llenado el divorcio. Yo no firme el decreto del divorcio, pero el juez nos declaró divorciados a pesar de mi objeción. En los últimos muchos, muchos años, el Señor ha hecho un trabajo de transformación en mi que sobrepasa todo lo que yo pude haber imaginado en aquel tiempo. Aunque mi hija y yo hemos estado orando por la salvación de la otra mujer y sus ahora tres hijos, incluyendo por la relación de mi ex esposo con el Señor, recientemente ella llenó el divorcio. Mi hija y yo hemos estado dando un soporte amistoso a mi ex esposo, indicándole que El es el Único que puede sanarlo y ayudarlo a orar por su esposa. El Señor sanó mi corazón tanto que yo puedo ministrarle como a una amiga al que me hirió de la misma manera. ¡Solo Dios pudo hacer esto en un corazón!”  (Texas)

Toda la alabanza sea para Dios, el Padre de nuestro Señor Jesucristo. Dios es nuestro Padre misericordioso y la fuente de todo consuelo. Él nos consuela en todas nuestras dificultades para que nosotros podamos consolar a otros. Cuando otros pasen por dificultades, podremos ofrecerles el mismo consuelo que Dios nos ha dado a nosotros.  2 Corintios 1:3-4

Que Dios le bendiga,

¿Quieres recibir un Charlyne Le Importa directamente a tu buzón de entrada? ¡Suscríbete abajo!

Leave a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Get Charlyne’s Free Teaching:

The Path To Marriage Restoration​

This teaching is Charlyne’s introduction to “How To Stand & Fight For Your Marriage!” Charlyne’s goal is to teach you, a stander, or someone you know with marriage problems, the path to marriage restoration that she has learned over the past twenty-five years.